Se encuentra en:     Inicio / Actualidad

  Noticia del: 23-11-2020

Uno de los principales objetivos del Observatorio de la Naturopatía es recopilar datos de la situación de esta disciplina en los diferentes países del mundo.

Hoy vamos a explicaros cuál es la situación presente y futura de la Naturopatía en Australia, señalan desde la Fundación Terapias Naturales.

En primer lugar, debemos recordar que la Naturopatía como disciplina de las Terapias Naturales tiene como primer objetivo la prevención, obteniendo un tratamiento que fomente el proceso de autocuración del cuerpo.

La Naturopatía en Australia inició sus pasos a principios del siglo XX, encontró su hueco en la sociedad australiana a principios de los años 70 debido, sobre todo, al cambio social y cultural que por aquella época se vivía, junto a la inclusión de políticas gubernamentales, consiguiendo impulsar la responsabilidad individual y liberal de elección de los ciudadanos en cuanto a cómo cuidar su salud. Así, es como Australia sólo nos gana por 50 años en cuanto a responsabilidad y educación de la salud se refiere, nuestros políticos deberían tomar buena nota al respecto.  

Hoy en día, la Naturopatía es una de las disciplinas de las Terapias Naturales que más se demanda en Australia. Se calcula que los naturópatas reciben casi cinco millones de consultas al año. El tipo de consultas es muy variado, principalmente atención primaria. Y las personas que más buscan este tipo de servicio suelen ser mujeres de mediana edad con una educación superior y un ingreso anual alto.

Se estima que el número de naturópatas australianos en 2017 era cercano a los 4.000 y se estima que aumentará su número a 4.600 en 2022. Principalmente se hallan en clínicas privadas y es una profesión mayoritariamente femenina. Las herramientas más comunes en su clínica diaria son la alimentación y la Fitoterapia, incluyendo la Homeopatía y ciertos masajes de uso común.

Las farmacias y clínicas de medicina integral de las principales ciudades se han convertido en unas grandes impulsoras de esta disciplina. A nivel de los programas formativos, se encuentran licenciaturas de Naturopatía en cinco universidades. No existe regulación, pero sí una autorregulación del sector. Uno de los principales problemas que nos encontramos se da en la falta de requisitos que se exige para poder ejercer dando lugar a la existencia de profesionales naturópatas no cualificados, lo que puede provocar un potencial daño, no sólo a las personas sino también a la profesión. El registro de naturópatas sigue sin salir adelante debido a la representación fragmentada en muchas asociaciones profesionales. 

Por otra parte, se insiste en que hay una escasez de investigaciones que demuestre la eficacia en la práctica naturopática en Australia. Debido a ello el gobierno consideró prudente retirar dicha práctica de los seguros médicos privados en 2019. En el futuro, toda la investigación del sistema de Naturopatía en Australia se centrará en el reciente establecimiento de una red de investigación basada en la práctica y un consorcio de investigación internacional. Con el creciente escrutinio de la medicina basada en la evidencia, el desafío presente y futuro para los naturópatas australianos se encuentra en la integración de la evidencia científica y tradicional para formar la base de una práctica basada en la evidencia y centrada en la persona. 

Desde el Observatorio de Naturopatía, entendemos que el modelo australiano con su autorregulación y formación universitaria puede ser interesante y a tener en cuenta como primer paso dirigido a una regulación oficial  de carácter sanitario para los naturópatas en España.

Por Roberto San Antonio Abad García, Vicepresidente de la Fundación Terapias Naturales, Presidente de COFENAT y Presidente del Observatorio de Naturopatía

Volver al listado